Nácar, tesoro del mar

Mundanal Ruido

Viaja con tu imaginación a un día de verano, soleado y caluroso… la brisa te acaricia la piel y el agua del mar baña tus pies refrescándote. Das unos pasos por la arena húmeda y te agachas a coger una concha, la lavas con la espuma de la siguiente ola y el brillo irisado de su superficie te hace sonreír… No sé si será porque el nácar me transporta a momentos como este, o porque su brillo especial me hipnotiza, pero es un material que me fascina y del que me gustaría contaros algunas cosillas interesantes.

El nácar no es una gema o un mineral, pero tampoco es del todo orgánico, es una mezcla entre las dos cosas. Algunos moluscos segregan una sustancia que al endurecerse forma una protección en el interior de sus conchas y las repara, y esa sustancia orgánico-mineral es lo que llamamos nácar. A veces, alguna partícula extraña se introduce entre las conchas de estos moluscos, y para protegerse de ella la cubren con una capa tras otra de nácar, formando una perla, de ahí que al nácar se le llame también madreperla.

ViradoVioleta

Aunque el nácar no se considere una gema de valor en joyería, desde antiguo se ha usado para decorar muebles, instrumentos y obras de arte, destacando sobre todo las incrustaciones de madera en el Imperio Chino y en oriente próximo. Sin embargo, parece ser que fue en Palestina donde despuntó el uso del nácar como material  base con el que crear obras de arte y joyería. Influenciados por las técnicas provenientes de Europa y disponiendo del conchas que llegaban del Mar Rojo, se desarrolló un floreciente mercado de piezas de nácar tallado que se dispersaron por Europa durante las cruzadas y llegaron después a América.

MotherOfPearlShop

Hoy en día, los principales productores de nácar son las islas del Pacífico, sobre todo Filipinas, y las piezas de nácar que más abundan son las llamadas Capiz (o kapis). Se llaman así porque el molusco del que se obtiene era muy abundante en la región filipina de Capiz, donde la utilizaban incluso para decorar las paredes y proteger las ventanas. En estas islas, así como en Hawai por ejemplo, hay una gran tradición en el uso de estas conchas y han desarrollado técnicas de pintado y estampado del nácar , que a mi, por lo menos, me dejan boquiabierta con los resultados.

MJewelryStore

La gran maravilla del nácar es su brillo iridisado especial y su enorme versatilidad. Puede tallarse, estamparse, teñirse, pintarse, coserse, engarzarse… ¡y todo lo que se os ocurra! sin perder un ápice de belleza.

SlaveBraceletAndMore TheCaveOfWondersSlaveBraceletAndMore TheCaveOfWonders

Después de este repaso a la historia del nácar y a las cosas preciosas que se pueden hacer con él, solo quiero recordaros que el nácar es de origen animal y que por lo tanto su producción es limitada y puede llegar a desaparecer si lo sometemos a sobre-explotación. Por eso, si te es posible, mejor compra tus piezas de nácar en proveedores que te aseguren su explotación sostenible.

 

NanysDesigns MelisartJewels

NanysDesignsMelisartJewels

Y disfruta de la fascinación de su brillo y del trocito de magia marina que nos transmite… Yo lo hago en  ArtAragas, mi pequeño rincón Etsyano 🙂

  Balijewels

Balijewels

María se dedica a la Ecología Marina. Incapaz de alejar sus pensamientos del mar, en sus momentos de evasión, pone su fantasía al servicio del nácar. En su rincón de Etsy ArtAragas podrás contemplar sus creaciones, a menudo, inspiradas en motivos marinos. Si te quedas con ganas de más, también podrás encontrarla en Facebook y en Dawanda

Anuncios

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s